Lupa
Button toggle Button toggle
Inicio Flecha a la derecha Categorías ... Flecha a la derecha ... Flecha a la derecha ¿Cuál es el impacto financiero y económico del c... Comunicar los...
Botón de scroll

¿Cuál es el impacto financiero y económico del cambio climático?

Rectangules
24 de junio de 2021

NUESTROS EXPERTOS:

Tiempo de lectura
4 minutos

Edición editorial:

Juan F.Samaniego

La economía de las sociedades humanas no es ajena a su entorno. Un huracán puede poner en jaque la temporada turística de toda una región y una sequía prolongada puede desequilibrar los precios de la industria alimentaria en todo el mundo. Sin embargo, el impacto financiero y económico del cambio climático no se queda solamente en el plano físico, sino que amenaza también la estabilidad de los sistemas financieros globales.

New Call-to-action

El impacto financiero del cambio climático

El consenso científico alrededor de la existencia del cambio climático causado por las actividades humanas es prácticamente total. El Panel Intergubernamental para el Cambio Climático, un panel de expertos que analiza todas las publicaciones científicas sobre el tema, estima que el 97% de los investigadores climáticos coincide en que la temperatura de la Tierra está aumentando y lo hace, con toda probabilidad, debido a la emisión de gases de efecto invernadero derivada de la producción y el consumo de los seres humanos.

Encontrar consensos similares en ciencia es complicado, ya que la propia forma de proceder hace que buena parte de los investigadores siempre mantengan el beneficio de la duda: un nuevo dato puede echar por tierra cualquier conclusión previa. Por eso, cuando se analiza el futuro, se presentan escenarios de probabilidades. Es decir, consecuencias que podrán darse o no en función de múltiples factores.

Los riesgos físicos son todos aquellos derivados de los daños directos y de la interrupción del negocio provocados por los fenómenos que son consecuencia del cambio climático.

Desde el sector privado, empresas como Willis Towers Watson también se implican en este juego de las probabilidades. En estos casos, no solo se analiza cómo serán las consecuencias físicas del cambio climático, sino cómo las regulaciones ambientales para hacerle frente afectarán, en mayor medida, a las empresas. Son lo que se conoce como los riesgos físicos y los riesgos transicionales del cambio climático; y ambos tienen consecuencias económicas y financieras.

Los riesgos físicos del calentamiento global

Los riesgos físicos son todos aquellos derivados de los daños directos y de la interrupción del negocio provocados por los fenómenos que son consecuencia del cambio climático. Por ejemplo, solo en Estados Unidos durante el año pasado se produjeron 22 desastres naturales con un impacto de más de 1.000 millones de dólares. Y un informe publicado en 2019 señalaba que al menos 250 000 millones en activos empresariales se verán muy afectados por el cambio climático durante la próxima década (sobre todo, edificios que sufran la subida del nivel del mar).

Otros informes, como el Climate change: the human and economic outlook for Europeans, publicado por la Unión Europea, anticipan riesgos físicos en otras industrias y, en particular, riesgos ligados a una caída importante en la productividad agrícola por el cambio en los patrones de precipitaciones y un impacto económico amplio en las comunidades costeras.

Los riesgos transicionales del cambio climático

Durante las últimas décadas, la sociedad ha despertado antes los riesgos que supone el cambio climático y, poco a poco, se han establecido políticas y acciones encaminadas a mitigarlo. La llamada transición energética hacia una economía baja en emisiones de gases de efecto invernadero es, probablemente, la vía de acción más avanzada. Y es también una importante fuente de riesgos para las empresas.

Los llamados riesgos transicionales del cambio climático son muy variados y van desde la amenaza de cierre o prohibición para algunos negocios (por ejemplo, el cierre de todas las centrales térmicas de carbón en España) hasta la necesidad de cumplir con normativas y regulaciones cada vez más estrictas para abandonar el uso de combustibles fósiles.

Los riesgos para la estabilidad financiera

Tanto los riesgos físicos como los transicionales plantean una serie de amenazas para la estabilidad financiera. De acuerdo con el informe The Implications of Climate Change for Financial Stability, publicado por la Financial Stability Board, el impacto de los riesgos físicos en los activos financieros está, por ahora, controlado, pero se teme su evolución negativa a largo plazo. En el futuro, la inestabilidad que podría derivarse de los efectos físicos del cambio climático podría influir en los mercados financieros, tanto a nivel nacional como internacional.

Por otro lado, continúa el informe, “una transición desordenada a una economía baja en carbono también podría tener un efecto desestabilizador en el sistema financiero. Esto podría deberse a cambios bruscos en las políticas públicas, así como a desarrollos tecnológicos inesperados”. Además, los riesgos climáticos también pueden afectar a la forma en que el sistema financiero mundial responde a las perturbaciones. Entre otros efectos, pueden dar lugar a aumentos abruptos de las primas de riesgo en algunos activos.

La mitigación de los impactos financieros del cambio climático

Existen multitud de estrategias para mitigar los riesgos del cambio climático. Muchas de ellas están en marcha para hacer frente tanto a los riesgos físicos (sistemas de prevención de desastres naturales o barreras frente a las inundaciones) como financieros (el mercado del carbono europeo para reducir las emisiones y financiar la transición energética es, probablemente, el mejor ejemplo).

El escenario a corto, medio y largo plazo dependerá en gran medida de cómo nuestras sociedades y economías reduzcan y mitiguen los efectos del cambio climático.

Desde el sector seguros, también se han puesto en marcha acciones concretas para mitigar dichos riesgos. Medidas como introducir los impactos climáticos en las pruebas de estrés financiero o el refuerzo de los equipos y las tecnologías de análisis de riesgos de desastres naturales son algunas de ellas. En particular, la demanda de las siguientes soluciones es cada vez mayor:

  • Modelado de riesgos y escenarios utilizando los últimos avances científicos.
  • Auditorías de riesgo climático y pruebas de estrés.
  • Análisis de activos basado en principios ambientales, sociales y de buen gobierno (los llamados criterios ESG).
  • Soporte analítico para informes financieros relacionados con el clima.

El cambio climático es una realidad presente, pero el futuro es incierto. Las líneas maestras están dibujadas, pero el escenario a corto, medio y largo plazo dependerá en gran medida de cómo nuestras sociedades y economías reduzcan y mitiguen los efectos del cambio climático. Ante esta realidad, el análisis de riesgos y los modelos predictivos son la mejor herramienta con la que contamos para anticipar el futuro.

Por si te lo perdiste:

Descarga la revista Essentials: Medioambiente y Clima. Elaborado por nuestros expertos en riesgo medioambiental y climático.



Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tranquil@, tu dirección de email no se publicará

Edición editorial: Juan F.Samaniego

Todo lo que WTW puede ofrecer a tu empresa

Gestión de ciberriesgos

Pide información

Riesgos financieros, ejecutivos y profesionales (Finex)

Pide información

ESG y Sostenibilidad

Pide información

Quizás te interese

Previous Next