¿Cómo pueden los líderes industriales desarrollar las capacidades necesarias para la industria 4.0?

¿Cómo pueden los líderes industriales desarrollar las capacidades necesarias para la industria 4.0?

publicado en: Recursos Humanos | 0

La cuarta revolución industrial continúa tomando forma y la transición hacia una industria 4.0 apoyada en la innovación tecnológica y la automatización demanda cada vez mayores esfuerzos coordinados de las administraciones y del sector privado. Las empresas necesitan invertir en sus trabajadores para asegurar que reciben la preparación adecuada, se establecen programas de formación continua y se refuerzan las políticas de inclusión y diversidad.

SUSCRÍBETE

La forma en que los líderes industriales gestionen esta transición será fundamental a la hora de alcanzar el éxito de la cuarta revolución industrial. El World Economic Forum, a través del white paper HR4.0: Shaping People Strategies in the Fourth Industrial Revolution, analiza el importante papel de las personas en esta industria 4.0 y el rol que los líderes de los negocios jugarán en la industria del futuro.

 

Las nuevas capacidades de liderazgo para la industria 4.0

El 52% de las grandes empresas señalan que el liderazgo es una de las barreras existentes a la hora de planificar la adopción tecnológica adecuada. Los datos del informe Future of Jobs Report 2018 del World Economic Forum, subrayan la importancia del liderazgo para completar la transición hacia la nueva industria. Las oportunidades de la automatización y la inteligencia de los datos están al alcance de muchas empresas, pero adoptarlas de forma eficiente para mejorar la experiencia del cliente y la competitividad del negocio depende de los líderes y directivos.

La cuarta revolución industrial demanda velocidad y flexibilidad, nuevas estructuras organizativas. La visión tradicional del directivo en el centro de todo, controlando cada proceso, está dejando de ser útil. Los líderes deben aprender a liderar desde los márgenes del negocio, organizando una plantilla que trabaje de forma fluida, sin encerrarse en silos, y en la que las habilidades, el talento y la experiencia se dan la mano para crear valor.

Los líderes deben aprender a liderar desde los márgenes del negocio, organizando una plantilla que trabaje de forma fluida y en la que las habilidades, el talento y la experiencia se dan la mano para crear valor»

De esta manera, según el informe HR4.0 del World Economic Forum, la naturaleza del liderazgo seguirá cambiando y los estilos tradicionales están dando lugar a nuevas capacidades. El liderazgo debe estar orientado a objetivos concretos, debe tener una elevada capacidad de adaptación a entornos cada vez más cambiantes, debe impulsar una nueva cultura corporativa fluida y transversal, y debe ejercer un papel motivador e inspiracional, que impulse la innovación en toda la organización.
 

4 estrategias para abordar la revolución tecnológica desde los RR. HH.

El World Economic Forum, a través del white paper HR4.0: Shaping People Strategies in the Fourth Industrial Revolution, presenta cuatro enfoques para abordar la integración de la tecnología bajo la perspectiva de los recursos humanos y la gestión del talento. LEER MÁS AQUÍ >>

Las buenas prácticas del líder 4.0

El white paper publicado por el Foro Económico Mundial concluye con cuatro prácticas que consideran fundamentales para los líderes que capitanearán la transición hacia la industria 4.0.
 

1. Aceptar la ambigüedad y la incertidumbre

La revolución tecnológica afecta no solo a la industria y a la economía, sino también a la política y a la sociedad en su conjunto. Ante este escenario incierto e inestable, los directivos deben convertirse en líderes que acepten estas ambigüedades, se apoyen en los valores de su empresa y alcancen sus objetivos. Su papel será clave a la hora de transmitir a los trabajadores los riesgos asociados a esta incertidumbre.

 

2. Combinar las habilidades operativas, de gestión del talento y de integración tecnológica

La figura del embajador cultural ganará peso en las grandes empresas para colaborar con el resto de líderes en la creación e implementación de una cultura corporativa ágil»

Al igual que la organización debe superar los silos y funcionar de forma transversal, sus líderes deben aprender a combinar las habilidades de gestión operativa, integración tecnológica y gestión de personas. Por ejemplo, los directivos de recursos humanos no solo deberán tener un conocimiento profundo del mercado del talento, sino que deberán tener perspectiva comercial y comprender las implicaciones de la revolución tecnológica.
 

3. Hacer de la cultura ágil la nueva estructura organizativa

La cultura agile y la flexibilidad que demanda el nuevo entorno económico necesitan una organización sin fronteras internas, en la que la cultura corporativa pase a ser más importante que la estructura. Los líderes deben convertirse en el pegamento que mantiene unidos a los equipos transversales trabajando en la misma dirección, construyendo una cultura corporativa ágil, capaz de evolucionar y adaptarse.
 

4. Obtener el máximo partido de la analítica avanzada

Las nuevas fuentes de datos y las herramientas y técnicas de análisis avanzado permiten nuevos niveles de dinamismo y flexibilidad a la hora de tomar decisiones. La organización transversal y la cultura ágil se sustentarán en gran medida en el uso de la inteligencia de los datos para gestionar el talento y los recursos humanos.

En este contexto, y en concreto en el campo de los recursos humanos, surgirán nuevos perfiles de liderazgo. Según el World Economic Forum, la figura del embajador cultural ganará peso en las grandes empresas para colaborar con el resto de líderes en la creación e implementación de una cultura corporativa ágil. Además, el rol de líder digital de recursos humanos como persona que sigue de cerca la revolución tecnológica en la gestión del talento será más importante.
 

New Call-to-action

 

Comparte

Dejar una opinión