Cuatro perspectivas para autoevaluarte en 2020 con una visión nítida y perspicaz

Cuatro perspectivas para autoevaluarte en 2020 con una visión nítida y perspicaz

publicado en: Recursos Humanos | 0

Reflexiones sobre los 4 modos principales en los que los líderes de tu organización pueden mejorar su autoconsciencia y agudizar su visión de cara al año que acaba de empezar.

SUSCRÍBETE

Un liderazgo eficaz es, sin duda, un factor clave para el éxito de una empresa. Si pensamos en algunas de las compañías más exitosas y con mayor crecimiento durante este siglo, podemos atribuir gran parte del mérito a los líderes que se encontraban al frente. Pensemos en los Bill Gates, Steve Jobs y Sheryl Sandbergs de este mundo. Pero, ¿qué es lo que realmente hace que estos líderes triunfen? Según ellos, un factor clave es su visión clara y perspicaz de sí mismos. En otras palabras, su autoconsciencia se desarrolla a menudo a través de distintos tipos de feedback.

El feedback puede tener diversas formas, tamaños y colores y puede provenir de perspectivas muy diferentes. Una de ellas es la autoevaluación que, aunque sin duda útil, puede no darte lo que realmente necesitas si viene sola. El verdadero valor del feedback nace del tándem de diferentes perspectivas.
En este artículo exploraremos las que creemos que son las cuatro perspectivas clave a considerar para ayudar a los líderes de tu organización a perfeccionar su visión.

Examinemos cada una de estas perspectivas
 

1. Autoevaluación: tests psicométricos

  • Los tests psicométricos reflejan la percepción que cada individuo tiene de sí mismo en torno a su estilo de trabajo, sus comportamientos y su eficacia.
  • Sabemos que un buen estudio psicométrico puede llegar a ser un buen indicador de la probabilidad de éxito de una persona en el lugar de trabajo, pero también sabemos que puede haber desajustes entre la forma en la que un individuo evalúa su propia capacidad y la realidad de cómo trabaja (¿podríamos llamarlo el «síndrome del impostor»?). Afortunadamente, hay maneras de mitigarlo, por ejemplo, observando la tendencia del individuo a ser demasiado crítico o demasiado positivo sobre sí mismo. Aun así, sigue siendo útil buscar otras contribuciones.

La autoevaluación es efectiva cuando se trata de ayudar a los líderes a dar los primeros pasos hacia la construcción de su autoconsciencia.
 

2. Feedback 360º: relacionar la percepción de ti mismo con lo que tus compañeros piensan de ti

  • El feedback 360º permite al individuo identificar áreas clave de ajuste y desajuste entre sus propias percepciones y las de los demás. Nieves puede pensar que es increíblemente cooperativa, pero puede que su equipo la considere autoritaria durante las reuniones. Quizás esta percepción se limite a un grupo específico de evaluadores – por ejemplo, sus reportes directos pueden encontrarla autoritaria, mientras que sus pares la consideran una verdadera jugadora de equipo.
  • Esto es revelador y poderoso por igual, porque sirve para mejorar la autoconsciencia a la vez que ayuda al individuo a poner el foco en áreas concretas en las que pequeñas acciones pueden tener un impacto positivo en los equipos y el negocio.

El feedback 360º sirve para construir la autoconsciencia al proporcionar puntos de vista alternativos para crear una visión de 360º.

Las personas que saben recibir feedback, son las personas que saben aprender y desarrollarse rápidamente” Sheryl Sandberg, Chief Operating Officer de Facebook

 

3. Evaluación comparativa (benchmarking): compararse con otros líderes

  • La evaluación comparativa (benchmarking) puede añadir una dimensión extra tanto a la autoevaluación como al feedback 360º. Igual que en un benchmarking retributivo es crucial realizar una comparación sólida para entender la competitividad, al comparar los resultados de un individuo con un grupo de colegas válido, podremos obtener más información de los datos. Tu grupo comparativo puede incluir líderes en tu ámbito geográfico, o una muestra más amplia de pares.
  • El benchmarking nos permite ver la recurrencia en las respuestas dentro de un grupo más amplio y, por lo tanto, detectar similitudes, respuestas promedio y valores atípicos.
  • Se trata, de nuevo, de una herramienta poderosa para aumentar la autoconsciencia. Sandra puede saber que es competitiva, pero puede tener la impresión de que esa es la norma para todo el mundo. Por lo tanto, relacionar sus resultados con un grupo de comparación puede ayudar a que vea que los demás no necesariamente tienen los mismos niveles de competitividad.

El Benchmarking ayuda a contextualizar la autoevaluación y el feedback 360º.
 

4. Considerar tu parte en el todo

  • Por último, pero no por ello menos importante: el perfil del grupo.
  • Todos sabemos que no hay un «yo» en el equipo (aunque sí hay un «mí», si se examina con atención). Pero entender las fortalezas y los retos de un grupo de personas que trabajan juntas es vital para mejorar su cohesión y su rendimiento global.
  • Esto puede ayudar a identificar los conflictos entre los diferentes estilos de trabajo y permitir a los individuos comprender cómo pueden flexibilizar su estilo de trabajo y ejecución para satisfacer las necesidades de los demás miembros del equipo.
  • También puede servir para destacar las áreas en las que todos los miembros del grupo necesitan desarrollarse para llenar un vacío. Desarrollar la consciencia de un perfil de grupo y, sobre todo, trabajar conseguir unir a un grupo con diversos estilos de pensamiento, ayuda a mejorar el rendimiento.

El perfil de grupo puede ayudar a mejorar las dinámicas del grupo y su rendimiento en aquellos grupos que trabajan juntos con frecuencia.
 

Caso de estudio: el poder de la combinación de estas herramientas

 

Contexto

Una empresa de servicios profesionales necesitaba un método para desarrollar la autoconsciencia como parte de su programa de desarrollo del liderazgo, para potenciar los comportamientos más eficaces vinculados al éxito de la organización.

Entender las fortalezas y los desafíos de un grupo de personas que trabajan juntas es vital para mejorar la cohesión del grupo y su rendimiento.»

 

Enfoque

Los participantes completaron una serie de evaluaciones para ayudarles a reflexionar y comprender en detalle su estilo de liderazgo. También se llevó a cabo un programa de feedback 360º para ayudar a los participantes a descubrir cómo son percibidos por los demás en contraste con su auto-percepción.

Cada participante tuvo una entrevista individual con un evaluador entrenado en proporcionar feedback con el fin de ayudarle a revisar e interpretar sus informes, en un ambiente completamente confidencial. También se generó un perfil de grupo y se utilizó en las sesiones uno-a-uno de un módulo del programa de desarrollo, para facilitar el debate sobre las dinámicas de grupo y su impacto.
 

Resultado

Los participantes confirmaron que el módulo de autoconsciencia y las entrevistas uno-a-uno fueron una de las partes más valiosas del programa de desarrollo.
 

La visión de Willis Towers Watson

En pocas palabras, no existe una única forma de recopilar datos y conocimientos sobre la eficacia de un líder. Muy al contrario, hay un inmenso abanico de opciones entre las que elegir. Cada una tiene valor por sí misma, pero la combinación de estas fuentes de datos con la adopción de una visión holística libera el potencial que cada fuente no podría alcanzar por sí sola.

Al entrar en esta nueva década, te animamos a ayudar a tus líderes a afinar su visión ¿Por qué no apuntar a la visión nítida y perspicaz en 2020, aprovechando que ya estamos inmersos en 2020? Asegúrate de que éste sea el mejor año posible desde ya.
 

New Call-to-action

 

Comparte

Dejar una opinión