El calentamiento global y la necesaria gestión del riesgo climático

El calentamiento global y la necesaria gestión del riesgo climático

publicado en: Gestión de riesgos | 0

El cambio climático está fuera de toda duda. A pesar de que existe cierta controversia a nivel político, el consenso a nivel científico es abrumador. El clima de la Tierra está cambiando y lo hace, en gran medida, debido a la actividad humana. El ascenso de las temperaturas del mar y la atmósfera repercute directamente en la agricultura, la pesca, el turismo o la energía. Apenas existen actividades económicas que se libren de su impacto. Esta es la respuesta del sector seguros ante el aumento del riesgo climático.
 

El cambio climático en España

SUSCRÍBETE

Aunque a nivel local el tiempo cambie de forma constante, los patrones climáticos a nivel global están claros. Las temperaturas han ido en aumento desde la primera revolución industrial por causa de los gases de efecto invernadero, cuya presencia en la atmósfera ha crecido también de forma continuada en todo el mundo. Los efectos del cambio climático se han dejado notar en Europa y, en particular, en España. Y es que el sur del continente es una de las zonas donde más impacto está teniendo el calentamiento.

Según la Agencia Europea del Medio Ambiente, la temperatura europea en la última década ha estado 1,6°C por encima de la media de la era preindustrial. España se encuentra entre los lugares donde más ha subido la temperatura media desde mitad de siglo XX. Al mismo tiempo, la agencia señala un cambio en el patrón de precipitaciones desde 1960. Mientras en los países nórdicos llueve más, en el sur y, en particular, la fachada atlántica (Galicia y Portugal) llueve menos.

“La climatología adversa, el cambio climático o los fenómenos de la naturaleza han impactado de forma significativa en mayor o menor medida en muchos sectores y empresas en España. En los últimos años, el clima global se ha vuelto cada vez más volátil e impredecible, y tanto en España como en el resto de Europa y del mundo llevamos años con episodios de clima inusual y no estacional, con efectos colaterales y directos añadidos en otros fenómenos de fuerza mayor como, por ejemplo, incendios”, señala Rafael Montoya Lozano, Head of Parametric & Alternative Risk Transfer Solutions Iberia, Willis Towers Watson.
 

El impacto del cambio climático en los negocios

Esta volatilidad y la presencia de fenómenos extremos influyen directamente en la actividad económica. En algunos sectores, el negocio está muy ligado a la situación climática. Es el caso de la industria energética, en la que existe una relación muy clara entre el volumen de ventas y el clima. Sin embargo, el riesgo climático no es ajeno a la mayoría de sectores.

  • Real estate. Los periodos de temperaturas extremas (calor o frío) aumentan los costes de energía y mantenimiento.
  • Construcción y obra civil. Los episodios adversos de lluvia, viento o nieve retrasan los proyectos, resultando en daños liquidados.

“Tanto en España como en el resto de Europa y del mundo llevamos años con episodios de clima inusual y no estacional, con efectos colaterales y directos”

  • Agricultura, ganadería y alimentación. Las sequías y las inundaciones prolongadas, así como el frío o calor extremos, reducen el rendimiento de los cultivos y la disponibilidad de materias primas. Esto influye directamente en los precios, que se vuelven más volátiles.
  • Ocio y turismo. La inestabilidad climática afecta directamente a la afluencia de turistas.
  • Recursos naturales. Nuevamente, los episodios climáticos extremos pueden imposibilitar la obtención de determinados recursos.
  • Energía. La correlación entre las ventas de gas y las medidas agregadas de temperatura puede superar el 90%. La generación de energía hidráulica se ve afectada directamente por las precipitaciones y su ausencia. El creciente sector de las energías renovables también está siendo afectado por la inestabilidad climática.
  • Transporte y logística. La nieve, las tormentas o el frío extremo afectan infraestructuras como puertos, aeropuertos y estaciones, dificultando también los transportes por carretera.

 

La respuesta de los seguros ante el riesgo climático

“Para muchos clientes la climatología es un riesgo creciente, real y que afecta o puede afectar en mayor o menor medida a distintas métricas de su negocio, como resultados financieros a corto plazo, volumen de ventas, rating, capacidad de endeudamiento, relaciones con clientes y proveedores o planes de expansión o de reorganización”, explica Rafael Montoya Lozano.

“En general son productos muy a medida que precisan de un análisis previo de datos, correlación financiera evento/afectación, estructuración contractual, capital, precio óptimo de transferencia…”

Identificar, analizar, mitigar y transferir el riego climático aumenta la confianza de los inversores, reduce el riesgo de interrupción del negocio, refuerza la resiliencia de la organización, controla la volatilidad del negocio, demuestra una capacidad de gestión del riesgo elevada frente a accionistas, analistas e inversores y protege el negocio ante incrementos de costes inesperados.

El mercado de seguros y reaseguros ha ido aumentado su portafolio de soluciones para mitigar el riesgo climático en los últimos años. “Si bien existen aseguradores que trabajan productos específicos, y algunos brokers como Willis Towers Watson hacen acercamientos más ad hoc para sectores y fenómenos concretos, en general son productos muy a medida que precisan de un análisis previo de datos, correlación financiera evento/afectación, estructuración contractual, capital, precio óptimo de transferencia…”, señala el directivo de Willis Towers Watson.

Este tipo de soluciones se basan generalmente en datos de terceros (lo que les da objetividad) y contemplan una indemnización rápida y una solución fácil en función de los datos publicados. En definitiva, se trata de soluciones que se alejan de los productos tradicionales y que buscan hacer frente a los riesgos de un clima cambiante y un entorno más volátil.
 

New Call-to-action

 

Comparte

Dejar una opinión